Un Dios Desconocido

Hechos 17:22-23

Cuando Pablo estaba en su segundo viaje misionero, llegó a la ciudad de Atenas la cual estaba habitada por personas que amaban adorar y hablar unos con otros acerca de su adoración. Ellos adoraban a todo dios imaginable y se aseguraban que ningún dios fuera dejado fuera.

Hechos 17:22-23
“Entonces Pablo, puesto en pie en medio del Areópago, dijo: Varones atenienses, en todo observo que sois muy religiosos; porque pasando y mirando vuestros santuarios, hallé también un altar en el cual estaba esta inscripción: AL DIOS NO CONOCIDO. Al que vosotros adoráis, pues, sin conocerle, es a quien yo os anuncio.”

La gente en Atenas adoraban a dioses como Zeus, Hermes, y Diana. Y para asegurar que no pasaban por alto a ningún dios, también adoraban a un dios que no conocían.

Ahora, muchos de nosotros adoramos dioses como Placer, Deleite, Entretenimiento, Seguridad, Poder, y Riquezas. Después, usualmente con mucha menos intensidad y compromiso “adoramos” al Creador del Universo. Pero nuestra adoración se ha convertido en algo que ponemos en horario y no algo que vivimos. Participamos en una actividad religiosa, pero no tenemos idea de como hacer a Dios Todopoderoso, parte integral de nuestra vida diaria. Asistimos a la iglesia, y aún así nunca soñamos con realmente amarlo a El o pedir a nuestro Padre Celestial por guía y dirección. Vamos a través de la adoración, pero nuestros corazones están fríos y lejos del Único Verdadero Dios.

TODOS debemos examinar lo que realmente creemos, y luego vivir una vida consistente con esa creencia. Muchas personas “creen” en Dios – aún el Dios de la Biblia – pero no tienen idea de lo que esta creencia significa o en Quien realmente creen. Ellos creen, y luego tratan de adorar, a un Dios que no conocen. Si Cristo murió por el perdón de nuestros pecados, fue resucitado, y ahora esta sentado a la diestra del Padre intercediendo por nosotros – si El va a regresar un día y nos llevará para estar con El para la eternidad – entonces El ciertamente desea mas de nuestra casual adoración y las sobras de nuestro tiempo.

Nuestro Padre Celestial nos ha estado llamando de regreso a un compañerismo íntimo desde que Adán y Eva pecaron en el jardín; y Su mensaje nos recuerda lo mismo: ‘Disfruten de Mi creación, pero denme TODO su corazón.’ A El debemos hacer el único dueño de nuestro corazón, sin ninguna competencia. El verdadero Creador del Universo nunca aceptará solo ser uno de nuestros muchos “dioses.”

Proclamemos la absoluta e inmutable verdad y animémonos unos a otros a obedecer “de corazón a aquella forma de doctrina a la cual fuisteis entregados” (Romanos 6:17). Estemos resueltos a vivir una vida consistente – una vida de sincero amor y fiel servicio – una vida que no mas adore a un Dios desconocido.

Tenga un Dia Centrado en Cristo!

Steve Troxel
Ministerios La Palabra Diaria de Dios

Leave a Reply