Probar Nuestra Fe

1 Pedro 1:6-7

Proving_Our_Faith

Iniciamos nuestra vida Cristiana por fe; “Porque por gracia ustedes han sido salvados mediante la fe” (Efesios 2:8). Y así como empezamos nuestra vida por fe, también tenemos que continuar caminando por fe; “de la manera que recibieron a Cristo Jesús como Señor, vivan ahora en él” (Colosenses 2:6). Tenemos que vivir en Cristo, y continuar caminando con El, de la misma manera que lo recibimos a El…por fe.

No podemos llegar a Cristo sin fe y somos incapaces de vivir una vida Cristiana victoriosa sin caminar constantemente por fe. ¡Nuestra fe es de gran valor!

1 Pedro 1:6-7
“Ahora por un poco de tiempo, si es necesario, tengáis que ser afligidos en diversas pruebas, para que sometida a prueba vuestra fe, mucho más preciosa que el oro, el cual aunque perecedero se prueba con fuego, sea hallada en alabanza, gloria y honra cuando sea manifestado Jesucristo.”

Una de las bellas verdades en el reino de Dios es que cada cosa en nuestro caminar tiene un propósito; “sabemos que Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman” (Romanos 8:28). Aún nuestros momentos más difíciles y las pruebas están siendo dirigidos por Dios “para el bien.” Mientras continuamos amandole a El con todo nuestro corazón, Dios utilizará nuestras pruebas para revelar y fortalecer nuestra fe – y un entendimiento verdadero de nuestra fe es una de los mejores “bienes” que pudiéramos recibir.

¿Creemos realmente que nuestra fe es “más preciosa que el oro”? Hasta que hemos pasado a través de momentos de aflicción y pruebas, es difícil entender el valor verdadero de la fe. Nuestra fe demuestra ser real (probada que es genuina) solamente en la manera que confiamos en El cuando no se ve otra esperanza. Nunca tenemos que probar nuestra fe a Dios – El ve lo profundo de nuestro corazón y ya sabe la autenticidad de nuestra fe. Dios nos dió nuestra fe y nos llama a vivir “según la medida de fe que Dios le haya dado” (Romanos 12:3).

Pero nuestra medida de fe es SIEMPRE mayor de lo que pensamos que tenemos, y nos puede sostener a través de mayores pruebas de lo que creemos posible. En la manera que vemos más claramente la fuerza contenida en este maravilloso regalo de fe seremos capaces de dar toda la adoración, gloria y honor a Dios mientras Jesús se revela a través del testimonio de nuestra vida. De la manera que confiamos en El con todo nuestro corazón, El nos causará salir de nuestras pruebas con más fuerza y más confianza, más “perfectos e íntegros, sin que les falte nada” (Santiago 1:4), porque SABREMOS que El esta a nuestro lado.

De la manera que nuestra fe está fortalecida y refinada, la presencia de Dios cesará de ser una teoría o una esperanza, y comenzará a ser una parte real e integral de nuestra vida! Regocijémonos que nuestras pruebas duran solamente “por un poco de tiempo” – pero también regocijémonos que nuestras pruebas están siendo utilizadas para Su gloria y para el propósito de probar nuestra fe.

Tenga un Dia Centrado en Cristo!

Steve Troxel
Ministerios La Palabra Diaria de Dios

DonateNow

Leave a Reply