El Será Encontrado

Jeremías 29:10-13

He_Will_Be_Found

En el mensaje “El Clamor de Nuestro Corazón” vimos como el Salmista añora estar cerca del Señor; “Mi corazón y mi carne cantan al Dios vivo” (Salmo 84:2). El Salmista sabía que su corazón solo estaría satisfecho estando en la presencia de Dios; pero desafortunadamente, no muchos de los hijos de Israel compartían el mismo entendimiento.

Los Israelitas se rebelaron continuamente y fallaron en consagrar sus corazones a Dios. Buscaron placeres y seguridad en el mundo, y comenzaron a adorar ídolos y dioses falsos. Y a pesar que Dios mandó muchos mensajeros para llamar a Sus hijos a casa, se negaron a cambiar. Finalmente, Dios permitió a los ejércitos de Babilonia destruir el templo y llevar a la gente a pasar setenta años en cautiverio. Pero aún en esta disciplina tan severa, Dios demostró Su amor y Su deseo verdadero para que sus hijos regresaran a casa.

Jeremías 29:10-13
“Yo los visitaré; y haré honor a mi promesa en favor de ustedes, y los haré volver a este lugar. Porque yo sé muy bien los planes que tengo para ustedes afirma el Señor, planes de bienestar y no de calamidad, a fin de darles un futuro y una esperanza. Entonces ustedes me invocarán, y vendrán a suplicarme, y yo los escucharé. Me buscarán y me encontrarán, cuando me busquen de todo corazón.”

El plan de Dios siempre ha sido darnos un futuro y una esperanza, prosperarnos y guardarnos del peligro, pero Su plan nunca puede estar separado de una vida consagrada a El. No hay esperanza – ni futuro o seguridad – aparte de descansar en Sus brazos. Y la única y verdadera seguridad viene de la manera que caminamos en el paso con Su Espíritu. ¿Por que no confiamos completamente en Su guía o Su camino? ¿Y por que buscamos Su plan para nuestra vida sin molestarnos en buscarlo primero a El?!

El plan de Dios es que nosotros seamos restaurados en El y que glorifiquemos su nombre en la medida que lo amamos con todo nuestro corazón. Todos los otros planes relacionados con circunstancias de nuestra existencia fluyen de Su plan para una relación de amor llena de adoración; “Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas” (Mateo 6:33). Busquemos primero a El!

Si, El nos ha prometido un futuro glorioso – no necesariamente un futuro sin problemas, sino un futuro lleno con “la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento” (Filipenses 4:7); un futuro donde podemos aprender la verdadera prosperidad – “He aprendido a vivir en todas y cada una de las circunstancias” (Filipenses 4:12). Pero este futuro solo puede ser obtenido por aquellos que le buscan a El con todo su corazón.

Permitamos que Dios sea la más alta prioridad de nuestra vida. Diligentemente busquemosle a El en momentos de quietud, así como en medio de la multitud de nuestras actividades diarias. Llenémonos de esperanza y entusiasmo por que El ha prometido que de la manera que le buscamos fielmente con todo nuestro corazón, El será encontrado!

Tenga un Dia Centrado en Cristo!

Steve Troxel
Ministerios La Palabra Diaria de Dios

DonateNow

Leave a Reply