Una Doble Porción

2 Reyes 2:9

A_Double_Portion

En el mensaje “Compañeros Espirituales” vimos como en el tiempo de gran necesidad, Dios dio a Elías un compañero espiritual para compartir sus sufrimientos y gozos de su ministerio (Estoy muy satisfecho como Dios entiende las necesidades de sus hijos!). Eliseo sirvió a Elías por varios años mientras aprendía los caminos de Dios. Un poco antes del fin del ministerio de Elías – inmediatamente antes de que “Elías subió al cielo en medio de un torbellino” (2 Reyes 2:11) – Eliseo hizo claramente una petición a su mentor.

2 Reyes 2:9
“Al cruzar, Elías le preguntó a Eliseo: ¿Qué quieres que haga por ti antes de que me separen de tu lado? Te pido que sea yo el heredero de tu espíritu por partida doble respondió Eliseo.”

De acuerdo a las leyes Judías, una doble porción de la herencia era dada al primer hijo que nacía. Este hijo iba también a tener el honor de dirigir a la familia. Por pedir claramente una doble porción del espíritu de Elías, a Eliseo se le pidió que heredara el ministerio profético de Elías y su habilidad para servir a Dios. Eliseo pudo haber hecho diferentes peticiones, pero el pidió ser bendecido con una habilidad incrementada para servir.

Dios concedió la petición de Eliseo y lo usó para desempeñar muchos milagros y para servir como profeta por mas de 50 años (casi el doble del tiempo que Elías). Dios le concedió su petición porque los motivos de Eliseo eran puros; su corazón estaba firmemente dispuesto a adorar a Dios a través de su servicio y proclamando Su palabra por toda la tierra.

Salomón hizo una petición similar cuando Dios le ofreció concederle cualquier cosa que le pidiera; “Yo te ruego que le des a tu siervo discernimiento para gobernar a tu pueblo y para distinguir entre el bien y el mal” (1 Reyes 3:9). El primer enfoque de nuestra petición siempre debe de ser el acercarnos a Dios y glorificarlo en todo lo que hacemos. Jesús dijo que si este es nuestro corazón todas nuestras otras necesidades serán satisfechas; “Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas” (Mateo 6:33).

Nuestro Padre Celestial desea bendecir a sus hijos abundantemente mientras buscamos Su Reino. El desea nuestras habilidades, conocimiento, sabiduría, paz, y todo estilo de regalos – El desea para nosotros que heredemos esas bendiciones como primogénito, “coherederos con Cristo” (Romanos 8:17). Y cuando EL bendice a esos de corazón puro, debemos de recordar que El “puede hacer muchísimo más que todo lo que podamos imaginarnos o pedir” (Efesios 3:20).

Dios honra las oraciones de aquellos quienes le aman con TODO el corazón y desean incrementar su habilidad para servir. Así que “acerquémonos confiadamente al trono de la gracia” (Hebreos 4:16) y vivamos nuestras vidas como primogénitos. Heredemos todo lo que El ha prometido, y glorifiquemos Su nombre mientras pedimos claramente ser bendecidos con una doble porción!

Tenga un Dia Centrado en Cristo!

Steve Troxel
Ministerios La Palabra Diaria de Dios

DonateNow

Leave a Reply